EL OCASO DE LA VIDA

Girasoles van en busca del mediodía soleado
dándole la cara al sol para recibir sus rayos.
Primaveras embellecen el alma, también los campos
con aroma de jazmín, de azucenas y de nardos.
Luego, llegará el verano a despertar corazones,
en pasiones y ternura con su calor de emociones.
Es la mejor estación hay que vivirla con ganas
aquí germina el amor y se sienten campanadas.
El sol se esconde en las nubes llegan los vientos de otoño
trayendo ráfagas fuertes, remeciendo los recodos.
Caen hojas de los árboles, corriendo raudas al tiempo,
lo que hace recordar que ya se acerca el invierno.
Sueltan lágrimas las nubes viendo acercarse el ocaso
a anidarse en nuestras almas, en silencio, sin retraso.
La esperanza nos sonríe acompañando los pasos
que llevarán nuestras almas a las puertas del Parnaso.
La vida como un poema atraviesa sus etapas
entre penas o alegrías, entre estaciones cual plantas,
que nacen crecen y mueren en la luz y en la medida,
como el sol de cada día que nos abrasa en sus rayos,
hasta esperar a la noche y dormir en su regazo.
(Queta)

~ por ManeKent en 20 enero, 2010.

2 comentarios to “EL OCASO DE LA VIDA”

  1. Hermoso Carmen , las cuatro estaciones del año y de la vida…y de cada una disfrutar lo lindo que tienen!!! Feliz dia amiga , besitos.

  2. Bonsoir. C’est magnifique. Gros-Bisous d’Amitié et de Respect de France

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: